La magia de Shigeru Miyamoto

» El creador de Mario Bros. tiene más seguidores que George Clooney, el Dalai Lama, Nelson Mandela y Bill Gates. 

 

Puede resultar increíble, pero es cierto. Shigeru Miyamoto es más popular que el soltero más cotizado de Hollywood, George Clooney, el pacifista Dalai Lama, el Nobel africano Nelson Mandela y el magnate de Microsoft, Bill Gates. Así lo indicó la revista Time en su lista anual de las 100 personas más influyentes, publicada hace pocas semanas.
Miyamoto se agenció el primer lugar con cerca de 2 millones de votos. Dejando, muy atrás, a personalidades de la música y el deporte, como Bono y David Beckham, quienes obtuvieron veinte mil y quince mil respectivamente. Aunque no es la primera vez que el padre de Donkey Kong y Zelda figura en la lista, jamás se vislumbró que el japonés podía llegar a ser el número uno, por lo que el resultado causó asombro.En internet, varios blogs especulan la razón de ese puesto. La mayoría apunta al lanzamiento de Wii. La revolucionaria consola de controles con sensor de movimiento, que permite que el jugador emplee sus extremidades inferiores y exteriores y su creatividad, ha sido bien acogida por cientos de personas alrededor del planeta. En 2007, en Japón, se adquirieron más de tres millones de unidades, llegando a casi 10 millones en todo el mundo.

Popularidad

La demanda por la Wii fue tan intensa en los últimos tres meses de 2007, que dejó atrás, sin problemas, al PlayStation 3. Con juegos novedosos y fáciles de aprender, Nintendo ha logrado atraer a mujeres y personas mayores, una estrategia que, de acuerdo a datos de CNN, ha multiplicado por cinco el valor de las acciones de la empresa en dos años. Este panorama convirtió a Nintendo en la tercera compañía más valiosa en Japón después de Toyota y el grupo financiero Mitsubishi UFJ.

Para Rodolfo Salazar, director de Comunicaciones de Dell El Salvador, y experto en videojuegos, aunque la participación de Miyamato en el lanzamiento de Wii ha sido importante, no es sólo por el éxito de la consola que el japonés haya sido elegido como la persona más influyente.

“Es el padre de los juegos de video modernos. Se ha especializado en hacerlos sencillos de entender y fáciles de aprender a manipular, los mundos que ha creado han sido un ejemplo de imaginación e inventiva que ha sido replicada en la industria de los juegos de video”, indica.

“Esta industria está creciendo muy rápidamente, más que la cinematográfica, y ha transformado el entretenimiento a todo nivel. Está entrando en áreas como la capacitación corporativa. La influencia de Miyamoto ha determinado muchos aspectos de la cultura juvenil actual no sólo adaptando sus juegos a la cultura y viceversa, sino más bien volviendo cualquier objeto de la vida un juego que nos ayuda a re-pensar y mejorar la cultura que nos rodea”, agrega.

“Como encargado global de la estrategia de Mercadeo de Nintendo, podríamos mapear cada cambio que él ha tenido en su vida personal a los juegos de Nintendo más recientes tanto de Wii como DS”, afirma. “Para muestra un botón, él compro un perro para su familia y, a los pocos meses, presentó el proyecto de juego que se lanzó para DS llamado “Nintendogs”; lo mismo ocurrió al tomar un nuevo hobbie de jardinería que lo llevo a crear “Pikim”, un juego en el que hay que criar micro plantas”, explica.

“Sólo pensemos cuantas personas, tecnologías, empresas, industrias han sido influenciadas por las obras de Shigeru Miyamoto a través de los años desde la creación de Donkey Kong en 1981 y nos deja claro el por qué fue escogido por popularidad en el Time 100 como el hombre más influyente”, concluye.

Shigeru Miyamato nació en Kyoto, Japón, en 1952. Desde pequeño, le gustó dibujar y pintar.

Se afirma que le agradaba explorar los terrenos cercanos a su casa para reproducirlos después. Se dice que varias de sus indagaciones las retomó a la hora de crear algunos de sus juegos. Se cree que La Leyenda de Zelda, 1987, es un reflejo de ello.

En 1977, fue contratado por Nintendo como parte de su staff de artistas. En 1980, la compañía se embarcó en el proyecto “Radarscope”, que no resultó bien. Con él, Nintendo le apostó a las Arcade o máquinas tragamonedas, enviando numerosas unidades a Estados Unidos, sin éxito.

El presidente de la empresa, Hiroshi Yamauchi, eligió a Miyamato para crear un juego que pusiera a flote la inversión. Luego de reunirse con los ingenieros de la compañía y componer la música, Miyamato envió “Donkey Kong” a Estados Unidos. La propuesta se volvió un hit de la noche a la mañana. Y no sólo salvó a la empresa, sino que introdujo a un grupo de personajes que serán siempre iconos de Nintendo: el mismísimo Donkey Kong y Mario Bros.

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: